miércoles, 5 de junio de 2013

DXLV. Peyrou.

- Mi estimado amigo -dijo, con sarcasmo-: en nuestro régimen no se puede hablar con libertad porque está basado en una mentira. Es la mentira de la eficiencia. Si se empezara por admitir la ineficiencia y la posibilidad de error, cabría la burla saludable y la crítica, pero la presunción de infalibilidad, en vez de ayudar, limita el horizonte y enceguece.

Manuel Peyrou - El estruendo de las rosas.