jueves, 16 de septiembre de 2010

CCCXCVII. Kracauer.

El héroe es héroe cuando puede morir; el detective, en cambio, no puede morir, porque la ratio sin fin debe comportarse heroicamente y, si llegara a morir, su muerte sería sólo un hecho contingente (quizás producto de una debilidad en la fantasía del autor), en lugar de una prueba final.

Siegfried Kracauer - La novela policial. Un tratado filosófico.

2 comentarios:

g. dijo...

-----
ratio = ratio.
-----
Recién me encontré en una foto en la librería donde compré este libro, y es prueba sonante que estuve a un metro de Ricardo Piglia durante un largo rato.
-----
Me gustan mucho los policiales, últimamente recobré ese gusto que había perdido.
-----
Me gustaría mucho intentar escribir buenos policiales, pero si los escribo termino haciendo cosas más abstractas y que policiales en serio.
-----
Me voy por las ramas siempre.
-----
Un crimen es un crimen, el investigador es la ratio, el asesino es el autor del crimen y la ratio es aquello que une todo.
-----
El autor es el criminal, el crimen es el corpus (Novela, cuento o poema) y el investigador es el crítico.
-----
El autor no es el que le da la razón al hecho, el hecho está ahí tirado en el piso y el crítico investiga.
-----
Hay que perseguir al crítico como perseguidor.
-----
Aquiles y Ulises son héroes, los dioses no lo son. Ulises es más héroe que Aquiles.
-----
El perseguido persigue al perseguidor, el crimen es metafísico. El crimen está escrito y el investigador persigue.
-----
«Sólo existen los perseguidos, los perseguidores, los ocupados y los ociosos...»
-----
La muerte del perseguidor, la muerte de Charlie Parker o Johnny Carter.
-----
El crimen es la obra y voy a dejar de escribir.
-----
ratio = razón.
-----

Crítico Nº 2 dijo...

¡Eh loco! ¡¿Qué te pasa con el Crítico?!